domingo, 13 de noviembre de 2011


Esta noche toque todo mi repertorio. Hasta las viejas canciones, las de mi abuela... Me gusta empezar suavecito y cuando siento que puedo, lanzo la voz y cierro los ojos...es un regalo al mundo. Me gusta la gente cuando deja de hablar y que me escucha cantar, pasa algo... es una manera de compartir la vida que me encanta.
 Vibra...mucho.

Esta ciudad es una sorpresa permanente...




No hay comentarios:

Publicar un comentario